(Creí) que no era importante o interesante para convertirse en noticia (ya que su familia y amigos cercanos siempre supieron de su bisexualidad)… Siempre fui abierta con eso. Era activista. Iba a las protestas… Nunca estuve dentro (del clóset). Estaba en un relación y nunca la escondí, pero mi carrera y vida comenzaron a cambiar…”, confiesa. 

Cundo Heard respondió en una entrevista que era bisexual marcó un antes y un después en su vida.

Sólo respondí honestamente, pero por la cara de la persona que me hizo la pregunta sabía que se me había metido en un problema. Mi pobre publicista. Ahí me di cuenta de la gravedad de lo que había hecho y por qué muchas personas -ejecutivos de los estudio, agentes, consejeros– no querían que esto se supiera. Me convertí en una etiqueta. Nunca me he sentido definida como persona por quien sea mi pareja…”, sin embargo, la realidad fue otra.