Jul 112017
 

Aunque uno de sus médicos aseguró en televisión que Luciana Salazar padecía de trombofilia y que fue por este motivo por el que decidió tener a su hija Matilda a través de un vientre de alquiler. Sin embargo, a la hora de declarar ella misma a los medios, su frase sobre la enfermedad fue bastante polémica.

Entre lágrimas, le contó a la Revista Gente que aunque ella tenía el deseo de ser mamá a través de una inseminación artificial, cuando le hicieron los estudios previos antes de congelar sus óvulos le salió que “tendría trombofilia” y ahí se generó la polémica. Los estudios que demuestran si una mujer padece o no de esta problemática (que provoca anomalías en la coagulación de la sangre) son concluyentes, es decir que confirman si se padece o no.

asdfgft

La duda entonces quedó instalada en las redes, donde se preguntan… ¿realmente tiene trombofilia o lo usó como excusa para no decir que no quería embarazarse y perder el físico que le da de comer? 

NOTA COMPLETA