Jul 112017
 

En medio de todos los rumores y las especulaciones sobre su actual relación con Diego Latorre, la rubia aclaró: “No hubo reconciliación básicamente porque no hubo separación. Nunca hablé mal de Diego y tampoco lo voy a hacer. Hablamos muchísimo, muchísimo de verdad”.

No obstante, destacó que está atravesando un momento complejo en el que busca hacer ‘lo mejor’ para su familia. “Nunca estuvimos mal. A veces hablamos más, otras menos. A veces lloramos, nos reimos… buscamos ayuda. Lo vamos llevando. A mí me enojó la mentira, lo marginal y lo berreta de la situación pero sin entrar jamás en una crisis profunda. La gente es muy lineal y a veces hay que vivir las situaciones para comprender”.

A todos aquellos que la cuestionan o critican la frialdad con la que asumió la situación les dijo: “Es mi vida, mi familia y todos los que hablan de mí y de mis hijos tienen que saber que lo mejor que hago en la vida es ser madre. Mantengo la calma y hago lo que hago por el bien de los cuatro. Le pongo el pecho porque es mi laburo pero si no fuera conocida, no hablaría nada. Diego jamás habló de su vida privada y no tiene por qué contarle a nadie lo que hace en su cama”.

 

NOTA COMPLETA

Sorry, the comment form is closed at this time.