Ene 312018
 

Todo sucedió en un geriátrico en Tres Arroyos,  en avenida Güemes al 1350, donde fueron encontrados y rescatados abuelos con fracturas, desnutridos y enfermos.

El único alimento fue un paquete de salchichas y vencido y según la investigación los adultos mayores debían comer su propio excremento. El lugar en mal estado, tenía pañales en su patio tirados y las condiciones de maltrato era moneda corriente en el lugar. 

La denuncia fue realizada por un familiar de uno de los abuelos, se llevó a cabo la inspección y fue clausurado como corresponde. 

NOTA COMPLETA

Sorry, the comment form is closed at this time.