Sep 172018
 

A la actriz Sarah Jessica Parker una joyería le prestó unas piezas para una sesión de fotos en marzo de 2016. Ahora Kat Florence Design acusa a Parker de no haber devuelto las piezas valoradas en casi 150.000 dólares tras un préstamo acordado de dos meses y le solicita pagarlas.

Ella misma pidió que le prestaran unos aros, valuados en 41 mil dólares, un anillo de más de 27 mil, entre otras piezas, durante dos meses.

Por su parte, el abogado de la actriz, Ira Schreck, contestó en ese mismo medio que las acusaciones de la empresa son “totalmente falsas”: Parker tenía un “contrato” con la joyería, que le pidió “que se quedara las joyas y las llevara en alfombras rojas y otros eventos cuando fuera apropiado”.

 

NOTA COMPLETA

Sorry, the comment form is closed at this time.