Sep 282018
 

Cuando Morena salió de su internación, Jorge Rial se mostró mucho más aliviado y esperanzado con una posible reconociliación. El tiempo pasó y él no volvió a decir nada al respecto, pero cuando su hija anunció su embarazo y el periodista no dijo ni mu, todos entendieron que las cosas no habían cambiado.

En el caso de Rocío, la situación es mucho más intensa. Las hermanas pelearon fuerte cuando estalló el conflicto y jamás volvieron a tener un acercamiento. Cada una cuenta su versión de la historia y se mantiene firme en la postura de ‘no acercarse’ a la otra. Por eso, cuando en las redes Rocío empezó a recibir mensajes y comentarios sobre el sobrino que venía en camino, su paciencia llegó al límite y explotó.

«Para todos estos que me están diciendo ‘felicidades’, córtenla por favor. Gracias. Como ya sabrán, la persona involucrada y yo no tenemos una buena relación. Basta», disparó. Pero al ver que las críticas no cesaban, fue por más: «Me mata que ahora están todos dándome lecciones de que ‘la vida en camino no tiene la culpa’. Yo no le voy a declarar la guerra al nacer ¿eh? cálmensa. Lo único que digo es que dejen de felicitarme porque para mi no es nada lindo».

De esta forma se abre un nuevo capítulo en esta triste guerra familiar. ¿Creés que cambiarán las cosas con la llegada del bebé?

12

NOTA COMPLETA

Sorry, the comment form is closed at this time.