Dic 042018
 

La noche de ayer fue una de las más complicadas para Cinthia Fernández en lo que va del Bailando. Después de un folklore algo particular, que no terminó de convencer al jurado, la panelista de Involucrados se terminó cruzando con Marcelo Polino en una discusión de alto voltaje, que terminó llevándola al borde de la renuncia.

Esta tarde, Cinthia se sentó en Intrusos y explicó porque exigió que todos los involucrados le pidieran disculpas públicas en la pista de Showmatch. “Me sentí mal, yo quiero terminar el tema, quiero terminarlo donde empezó. Yo necesito laburar muchísimo, todos necesitamos laburar, y ayer no sentí más ganas de estar”, empezó contando.

“El primer ataque fue adelante de mis hijas, que todos sabían que estaban ahí. Me dejaron como una cualquiera, inventaron cosas que no tienen peso y que yo en el momento me encargué de dar pruebas. Yo ya lo había aclarado y siguieron adelante de mis hijas, no tienen nada para decir de mi, hace tiempo que me buscan”, explicó Cinthia, en relación a los rumores que circularon en La Previa del Show en relación a su supuesta infidelidad de su parte.

En cuanto a su relación con el certamen, y el gran cambio de actitud que hubo de su parte, la ex de Matías Defederico planteó que no cree estar siendo “útil” para el programa. “Yo siento que no soy funcional porque elegí no pelearme, como no me pudieron chicanear con eso siguieron. Yo se al programa al que voy, pero tengo el derecho a elegir estar tranquila. Yo hoy quiero defenderme y no permitir que nadie me trate así”, analizó. 

Además, Cinthia agregó que le dolió particularmente su pelea con Marcelo Polino por cómo le había afectado a sus tres hijas. “Ayer mis nenas se fueron llorando diciendo “El señor de anteojos le gritó a mi mamá, es re malo”. Yo lo entiendo, pero hay palabras que no están ubicadas. Decirme ignorante porque no termine la primaria… utilizó las palabras incorrectas. Me gustaría que todos se retracten”, planteó. 

¿Estás de acuerdo con ella?

 

NOTA COMPLETA