Mar 162019
 

Sin dudas que este no será un cumpleaños más para Héctor Omar Hoffman. El cantante le sigue dando pelea a un delicadísimo estado de salud, internado en terapia intensiva desde hace cinco días en Tucumán, tras caerse desde el escenario de un teatro.

Según informó este viernes Olga Fernández, directora del hospital Ángel Padilla, “el paciente está respondiendo al tratamiento que los médicos le están realizando, esto quiere decir que con menos requerimientos de fármacos se ha podido controlar su presión arterial, inclusive con menos requerimientos que en el día de ayer”.

Respecto del funcionamiento de sus parámetros respiratorios, Fernández indicó que “responde de forma adecuada, con menos requerimiento de oxígeno”, y apuntó que “tiene una buena saturación. Si sigue evolucionando bien, probablemente en unos días se pueda pensar en comenzar a bajar la sedoanalgesia”.

El cantante y compositor Sergio Denis continúa en estado crítico y pronóstico reservado, pero las últimas novedades permiten vislumbrar una pequeña esperanza, hecho que caló hondo en sus familiares y miles de admiradores.

El hermano del intérprete, Carlos Hoffman, dijo a la prensa en la puerta del hospital que junto a su familia se sentían “esperanzados”.

“Pudimos ver en la cara de los médicos, cuando nos dieron el último parte de Sergio, que están más distendidos y sorprendidos por su evolución”, explicó el empresario. Su hijo Federico organizó vía redes sociales un suerte de “ruidazo” musical en honor a su padre, y pidió que a las 20 de este viernes sus fans escucharan una canción suya bien fuerte.

El cantante es casi una leyenda del género romántico. Tuvo muchos amores con famosas y anónimas pero se casó sólo una vez, con Mirta Messi, y tuvo tres hijos con ella. En 2007, había estado al borde de la muerte cuando sufrió un ataque cardíaco en Paraguay que lo tuvo durante 17 minutos bajo reanimación hasta que recuperó sus signos vitales. Acerca de este episodio, Denis relató luego que durante su estado inconsciente “peleé con la muerte y sentía que me arrojaba a un pozo oscuro”.

¡Fuerza!

NOTA COMPLETA