May 272020
 

Después de cumplir 65 días de cuarentena por el coronavirus en su mansión de Barrio Parque, Susana Giménez decidió subirse a un vuelo privado y cumplir el resto del aislamiento social en su residencia La Mary, en Uruguay. Su decisión generó repercusiones en el mundo de la farándula. 

 

Ya instalada en Punta del Este tras un engorroso trámite para poder viajar al exterior, la diva confesó que “tenía mucho que hacer” en su estancia. 

Hace tres meses que no venía. Estuve en Estados Unidos y después me quedé en Buenos Aires hasta el día 65 de la cuarentena. Después tuve que venir porque tenía que pagar cosas de allá y tengo muchos animales. Tengo mis perros amados y tenía que traer a Rita. Me tengo que ocupar de un montón de cosas“, detalló sobre su viaje.

En cuanto a las críticas y cuestionamientos que recibió, la conductora remarcó: “¿Cómo no va a ser legal?, si no es legal no podés salir del país ni entrar a Uruguay. Es un trámite de cuatro o cinco días, fácil“.

Susana Giménez también contó que viajó con su perra, Rita
También contó que viajó con su perra, Rita.

Yo no salgo nunca de acá. Nunca. Es muy difícil. En el verano salí una sola vez. Fui a una fiesta y nada más“, aseguró Susana al aire de “Los Ángeles de la Mañana” sobre la continuidad de los cuidados ante posibles contagios.

Pero cuando Ángel de Brito le consultó por cómo pensaba regresar a la Argentina, ella fue contundente: “Por ahora no tengo planeado volver. Por ahora voy a hacer la cuarentena acá y después me voy a quedar acá. Para qué me voy a encerrar allá. En Buenos Aires no estaba haciendo nada, todo el día encerrada en mi casa, acá es lo mismo, pero al aire libre“.

Su viaje al exterior generó polémica.

NOTA COMPLETA

Sorry, the comment form is closed at this time.