Nov 182020
 

Como un buen vino, Oscar Mediavilla maduró con elegancia y en la actualidad alcanzó un estadío superior. Al punto que muchas mujeres reconocen públicamente que lo consideran un galán interesante, claro que la exposición del Cantando 2020 colaboró para esa apreciación.

Hace un tiempo que Patricia Sosa viene avisando que siente la necesidad de acercarse a la pista a marcar el territorio, a recordarle a todas, y todos, que el jurado está casado con ella. Aunque el episodio reciente rompió con los estándares, porque se suscitó un momento muy incómodo. 

La cantante se animó a develar en Pampita Online que Mediavilla recibió la visita intempestiva de una famosa en su camarín, que ingresó a sus aposentos para exclamarle que le gustaba, que le parecía sexy. Una locura, que claramente activó la bronca de Sosa. 

“Le han golpeado la puerta del camarín y le dijeron ‘Mediavilla, vos me calentás'”, exclamó Sosa.

En ese diálogo con Pampita, la exlíder de La Torre comenzó la anécdota analizando el cambio de su marido.Antes no era un sex symbol. ¿Qué pasó que a esta altura de la vida es un sex symbol? Cuando se va al Cantando lo maquillo, y me da risa porque me grita ‘¿me maquillás?’. Y yo no puedo estar soportando esto. ¿Cómo pasó esto? Un día me voy a aparecer en el estudio para marcar terreno. Voy a ir a mirar, como quien no quiere la cosa”, exteriorizó.

Carolina le consultó cuál había sido el piropo más picante, lo que despertó el relato de una circunstancia muy polémica. “No… Le han golpeado la puerta del camarín y le dijeron ‘Mediavilla, vos me calentás’”. Horrorizada, la modelo preguntó: “¡¿Quién le dijo eso?! ¡Es una zarpada esa persona! ¿Qué hiciste?”.

“Es una atrevida maleducada esa persona. Una desubicada total”, sostuvo Patricia.

Con un lenguaje corporal entre la risa y la indignación, Patricia agregó: “Eso no lo puedo decir, pero es una atrevida maleducada esa persona. Una desubicada total. (…) Me lo contó Oscar y me dijo que no sabía qué hacer, que le contestó ‘ah, bueno’. Pero es verdad, debe ser incómodo para un señor que vengan a encararlo así, tan de frente”.

Todas las integrantes del ciclo de NET montaron en cólera para la actitud desenfrenada de esa mujer y Sosa explicó las cartas que tomó en el asunto. “¡¿Y qué querés que haga?! No sé qué hacer. Mientras tanto, como está viviendo en mi casa, lo espero con ricas comidas, a la noche brindamos juntos todos los días por un día más. Pero que no se la crea la del sex symbol”, aclaró.

Y para minimizar la imagen de hombre fatal, Patricia develó que le pone un babero para comer, con la excusa de no mancharse la ropa cuando regresa al hogar tras el Cantando.

NOTA COMPLETA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.