Sep 132021
 

El español Karlos Arguiñano construyó un lazo indisoluble con la Argentina, a partir de sus grandes ciclos de cocina en la televisión abierta. En épocas en las que no abundaban este tipo de contenidos, el chef edificó una carrera de éxito en el país.

En las últimas semanas, el ibérico transita por un contratiempo familiar mayúsculo, a partir de una lucha contra la leucemia de su hermana Loinaz, que hace diez años que batalla contra esa enfermedad. Una complicación en el cuadro forzó a una decisión imperiosa.

Susana Giménez rompió el silencio y habló de la escandalosa separación de su hija y Joe Miranda

Karlos entendió que era necesario someterse a la donación de su médula para ayudar a su hermana. De esta manera, tras superar los estudios médicos pertinentes, en los que se corroboró su estado idóneo para oficiar de donante, el cocinero ingresó en el quirófano.

El ibérico, de 73 años, describió la situación en una entrevista con un medio español y compartió: “Esta semana he donado médula a mi hermana Loinaz, que tiene leucemia. Ya lo hice hace 15 años, pero ahora tuvo un bajón”.

El drama de la actriz Agustina Posee: está internada en terapia intensiva y lucha por su vida

Respecto a las vicisitudes que atravesó en estos días, Karlos aportó la buena respuesta que encontró en los controles y sostuvo: “Para donar te hacen un montón de análisis y a mí el médico me dijo: ‘Mira, Karlos, sigue haciendo la vida que haces, porque estás de puta madre’”.

Movilizado por todo este presente, Arguiñano ponderó las virtudes de caminar por la vida con un semblante positivo y su visión respecto a lo verdaderamente importante. “En esta vida lo único que vale es ser feliz. Primero la salud y luego ser feliz”, expresó el chef.

La tajante decisión de vida que tomó Fede Bal en las últimas horas: “Desde este momento no voy a…”

Barby Silenzi se hartó del Polaco y explotó en medio de una entrevista por sus falsas promesas

NOTA COMPLETA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.